Aprende a proteger tu microbioma a través de los prebióticos

El término microbioma se utiliza para hacer referencia al número total de microorganismos y su material genético presentes en los humanos y es imprescindible para nuestra salud. Su importancia en nuestro día a día se puede incluso cuantificar: según los últimos cálculos, contamos con un número muy similar de bacterias y de células humanas (3,8 x 1013 frente a 3 x 1013), lo que demuestra que el ser humano es un super-organismo resultante de la integración de células humanas coexistiendo con millones de microorganismos . “Se podría decir que somos mitad humanos, mitad microorganismos, ya que las células microbianas y humanas establecen una relación de beneficio mutuo en nuestro interior, completando sus funciones biológicas y mejorando su capacidad de supervivencia”, explica Deisy Hervert, doctora en nutrición humana y responsable de Nutrición de Kellogg´s.

Microbioma y flora intestinal
“Cada ser humano cuenta con un microbioma único, como si fuera una huella digital. Cada vez, su influencia en la salud y el bienestar está más reconocida; según los expertos, nos ofrece beneficios potenciales tan diversos como la mejora de la inmunidad, la reducción del riesgo de obesidad, la diabetes de tipo 2 y la mejora de la cognición y el estado de ánimo ”, afirma Deisy Hervert.
Si hablamos del microbioma humano, debemos destacar la flora o microbiota intestinal, el conjunto de bacterias que viven en todo nuestro sistema digestivo, sobre todo en el intestino grueso, y que se multiplican por millones dentro de nosotros (más de 100 billones de bacterias de unas 500 a 1.000 especies distintas en una persona adulta de 70 kg). De hecho, casi todo nuestro microbioma está localizado en el aparato digestivo, incluyendo ambos intestinos.

La diversidad de microorganismos, clave para la salud
En la actualidad, diversos estudios han demostrado que una mayor diversidad de microorganismos en nuestro microbioma y en la flora intestinal está directamente relacionada con un mejor estado de salud. Por eso es tan preocupante cómo, en las sociedades occidentales, estamos sufriendo una progresiva pérdida de la diversidad microbiana a causa del ajetreado estilo de vida, lo que produce un aumento de las enfermedades metabólicas, inmunitarias y cognitivas .
Para mantener en las mejores condiciones la diversidad de microorganismos de nuestro cuerpo y, como consecuencia, nuestra flora intestinal y nuestro microbioma, debemos atender a nuestra dieta. Como se ha demostrado, las bacterias que habitan en el intestino dependen del suministro de sustratos dietéticos fermentables, lo que hace que la dieta sea un factor importante en la composición de la microbiota intestinal humana.

Redacción
Acerca de Redacción 7677 Articles
Equipo de redacción de Vive Saludable.

Sé el primero en comentar

Pon un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*