Doce meses, doce propósitos: tu estilo de vida saludable para este año

Los cambios son algo a lo que nos cuesta enfrentarnos en nuestro día a día, porque supone romper con una rutina o salir de nuestra zona de confort, mucho más si se trata de implementar una alimentación saludable y una rutina de ejercicio físico, todo a la vez. En este sentido, para empezar a cuidar la alimentación y el cuerpo nunca es tarde y, los cambios, no tienen que hacerse a lo grande, sino paso a paso para que los resultados a largo plazo sean mucho más notables.

Por ello, Natalia Ramos, nutritional development and education manager en Angulas Aguinaga, ha aprovechado para hacer un calendario anual para este 2020, en el que cuidarse no sea cosa de hoy para mañana, sino que permita a todo aquel que se lo proponga incorporar rutinas nuevas de alimentación y de ejercicios que, combinadas, ayuden a fomentar un estilo de vida saludable.

• Enero. Si salir a correr te resulta pesado y crees que no estás preparado para iniciarte en esta rutina deportiva, caminar a paso ligero es una buena solución para empezar con el ejercicio. Eso sí, sé regular y camina todos los días.
• Febrero. El siguiente paso es cuidar la alimentación y los frescos son el mejor aliado para ello. Hay que incorporar una cantidad suficiente de verduras a las comidas, tanto en guarniciones como en la elaboración de recetas saludables, y completar con proteínas de buena calidad, granos y cereales, preferiblemente integrales.
• Marzo. Después de las caminatas, llega el momento de incorporar algo más de ejercicio. En este caso, serán ejercicios en casa para tonificar nuestro cuerpo. Prepara una tabla de ejercicios con tu propio peso y realízalos dos o tres veces por semana. Si haces tres series de 10 repeticiones cada una, será suficiente.
• Abril. Si hay algo que nos hace saltarnos la dieta o la rutina es el picoteo entre horas. Puedes hacerlo, pero con snacks saludables, tanto a media mañana como a media tarde. Para estos momentos, es recomendable tomar una pieza de fruta, un puñado de frutos secos o unas barritas Krissia® fuente natural de proteínas.
• Mayo. Pese a que si te cuidas todo el año no necesitas prepararte para la operación biquini, vamos a aprovechar la entrada del buen tiempo para hacer un reto deportivo diario. Elige un ejercicio de tonificación y hazlo todos los días durante un minuto.
• Junio. El agua es tu mejor aliado. Incluye agua tanto durante las comidas como a lo largo del día y evita abusar de refrescos u otras bebidas. Tu cuerpo lo agradecerá y los resultados a estos cambios empezarán a notarse.
• Julio. Con la entrada del verano y las temperaturas tan altas, los platos fríos son un gran aliado. Combina la proteína de Krissia® con verduras y saciarás el apetito, al tiempo que te refrescas.
• Agosto: Si las verduras son importantes, las frutas lo son de la misma manera, ya que aportan muchas vitaminas, minerales y tienen un alto contenido en agua. Además, para los momentos de antojo de dulces, funcionan muy bien gracias a la fructosa, el azúcar natural de la propia fruta.
• Septiembre. Este mes es el de la vuelta a la rutina. Por ello, en este mes proponemos poner en práctica los puntos que se han trabajado menos durante el año o reforzar aquellos en los que consideréis que necesitáis un empujón.
• Octubre. Si no lo has hecho ya, tienes que dar una oportunidad a los productos del mar. El pescado sigue siendo la asignatura pendiente de muchas dietas, por lo que hay que incorporarlo en nuestro menú semanal de 3 a 4 veces, el surimi es una opción perfecta para complementar la proteína de pescado.
• Noviembre. Después de varios meses preparándonos, ha llegado el momento de salir a correr. Tienes que proponerte un reto realista, que te veas capacitado de cumplir como, por ejemplo, empezar corriendo 15 minutos dos días a la semana para ir aumentándolo paulatinamente.
• Diciembre. El mes con más festivos del año, algo que no ayuda. Por ello, planifica bien las comidas y cenas durante esta época, sigue con tu rutina de ejercicio y no olvides todo lo aprendido durante el año.

“Con organización y ganas, todos los cambios son posibles. Comer bien y llevar un estilo de vida saludable es posible con solo cambiar algunos hábitos, pequeños cambios que se traducen en grandes resultados”, añade Natalia Ramos.

Redacción
Acerca de Redacción 7516 Articles
Equipo de redacción de Vive Saludable.

Be the first to comment

Leave a Reply