Ayuda en el tratamiento del síndrome del intestino irritable

El síndrome del intestino irritable (SII) o colon irritable (SCI), también llamado colopatía funcional, es un trastorno funcional digestivo caracterizado por dolores abdominales asociados a trastornos crónicos del tránsito. Esta enfermedad afecta entre el 10 y el 20 % de la población occidental.

Se manifiesta a través de diversos síntomas que varían de un paciente a otro. En efecto, algunos pacientes presentarán un fuerte dolor abdominal asociado con diarreas crónicas mientras que otros sufrirán de estreñimiento. El tratamiento puede resultar desalentador ya que los mecanismos de esta patología son múltiples y no son suficientemente conocidos, y el diagnóstico sigue siendo difícil. No obstante, se ha demostrado que la microbiota intestinal está implicada en esta patología, lo que la convierte en una importante diana terapéutica. También se ha hecho hincapié en que la hipersensibilidad visceral, una micro inflamación del epitelio digestivo, y el eje intestino-cerebro, se hallan también implicados.

Por otra parte, el diagnóstico del SII ha sido especificado en 2016, ya no se habla de malestar sino exclusivamente de dolor. Actualmente, el diagnóstico se centra más en la cronicidad de los síntomas y en la hipersensibilidad visceral asociada.

Existen estudios rigurosos donde se demuestra que los probióticos pueden influir en los síntomas del síndrome del intestino irritable: tanto en su frecuencia como en su gravedad. El dolor abdominal, la distensión abdominal, las flatulencias y las alteraciones en los movimientos intestinales mejoran por el efecto modificador sobre la microbiota intestinal. Además, la alteración del patrón de fermentación dentro del colon permite reducir las flatulencias.

Los probióticos tienen un efecto antimicrobiano que puede proteger el sistema digestivo de bacterias dañinas, así como mejorar la función de la barrera intestinal, normalizando los movimientos intestinales en pacientes pediátricos y adultos.

Lactiplus es un complemento alimenticio en formato de cápsulas que ayuda a aliviar las molestias relacionadas con el síndrome del intestino irritable, como son el estreñimiento, la diarrea, la hinchazón y especialmente el dolor abdominal. En su formulación no encontramos ni conservantes, edulcorantes, saborizantes, sin lactosa o gluten.

Dos cápsulas de Lactiplus contienen el total de 10 mil millones de cepas bacterianas. Estas cepas ayudan a proteger el intestino de que entren patógenos en el organismo y causen molestias, colaborando en el buen funcionamiento de la digestión.

MODO DE EMPLEO

Tomar dos cápsulas para tragar una vez al día, veinte minutos antes de una comida con un vaso de agua

Duración del tratamiento: cuatro semanas.

Marisa Sardina
Acerca de Marisa Sardina 202 Articles
Redactora y Responsable de cierre de edición de Vive Saludable.

Be the first to comment

Leave a Reply