Menos del 8% de los pacientes con patología dual reciben tratamiento para este trastorno

Actualmente, en España, los estudios epidemiológicos en población clínica indican que al menos el 70% de las personas que son diagnosticadas de un trastorno adictivo tienen otro trastorno mental, lo que se conoce como patología dual. Sin embargo, a día de hoy tan solo un 7,4% de los pacientes que la sufren reciben tratamiento para este trastorno. Con el objetivo de desarrollar políticas innovadoras basadas en la evidencia científica en el abordaje de la patología dual, la Sección de Prevención, Tratamiento y Rehabilitación de la Oficina de Naciones Unidas para Drogas y Crimen (ONUDC) ha convocado a expertos de 27 países para elaborar un documento, avalado por la Organización Mundial de la Salud (OMS), que facilite y apoye a los estados miembros de la ONU este abordaje. Y es que, la nueva perspectiva de la patología dual pasa por reducir las barreras que sufren los pacientes, siendo la principal el diagnóstico erróneo, ya que existe una falta de sensibilidad y criterio por parte de los profesionales a la hora de valorar este trastorno. Así lo ha puesto de manifiesto el Dr. Néstor Szerman, presidente fundador de la Sociedad Española de Patología Dual (SEPD), quien además ha expresado en esta reunión el punto de vista de la World Psychiatry Association (WPA), Seccion de Patologia Dual y de la World Association on Dual Disorders (WADD). Hasta ahora, los tratamientos estaban dirigidos a las sustancias en exclusiva, en vez de al paciente, según este especialista. En este sentido, “la nueva perspectiva clínica defiende que siempre se debe diagnosticar patología dual a los pacientes que requieran tratamiento para la coexistencia de un comportamiento adictivo y otro trastorno mental”, explica.
Estudios recientes afirman que existen similitudes neurobiológicas entre diferentes tipos de trastornos comportamentales (la obesidad, adicción al juego, trastornos alimenticios) y el uso de sustancias. Lo que significa que la patología dual se trata de un trastorno con diferentes manifestaciones, y no de varios trastornos que requieran tratamientos y diagnósticos diferentes.

Factores genéticos
En los últimos años, el avance en el ámbito de la neurociencia ha dado lugar a multitud de evidencias científicas que demuestran que las adicciones y los trastornos mentales tienen un solido componente genético. Solo un 10% de las personas que consumen drogas desarrollan las características fenotípicas de una adicción. “Avances científicos en el área de las adicciones han desacreditado la noción de que las adicciones reflejan un problema de carácter en el control voluntario, demostrando que es un trastorno del cerebro. Nadie elige ser adicto, solo la sufrirán las personas que tengan susceptibilidad genética”, explica el Dr. Néstor Szerman durante su conferencia.
Así, los trastornos de la patología dual comienzan en una edad temprana del desarrollo, manifestándose debido a la interacción genética, el desarrollo neuronal y los factores medioambientales de cada paciente; de tal forma que se encuentran representados por diferentes fenotipos y manifestaciones somáticas. En este contexto, la Dra. Marta Torrens, reconocida experta internacional y miembro del comité ejecutivo de la SEPD, la WPA y la WADD, ha abordado el concepto de la patología dual desde la necesaria incorporación de las enfermedades “somáticas” concurrentes y la imprescindible perspectiva de género, ya que existen distintas adicciones y trastornos que por genética y por cuestiones ambientales son más prevalentes en función de género, la edad y el  contexto social. Asimismo, esta experta ha argumentado que, aunque ya hay evidencias científicas sobre la patología dual, es necesario que los estudios en el área sigan progresando.

Redacción
Acerca de Redacción 6501 Articles

Equipo de redacción de Vive Saludable.

Sé el primero en comentar

Deja una respuesta