El picor, un síntoma que afecta a un 20% de las embarazadas

Las variaciones hormonales y fisiológicas durante el embarazo pueden provocar múltiples cambios en la piel como tirantez, las típicas estrías, manchas, un aumento del vello o mayor sudoración. Otro de los síntomas frecuentes durante el embarazo es el picor que se produce por el estiramiento de la piel y que puede llegar a ser muy molesto. Y es que durante estos meses la piel de la mujer puede llegar a estirarse hasta 10 veces más que su tamaño normal.

El picor es un síntoma que se calcula padecen un 20% de las mujeres embarazadas y aparece en especial en el tercer trimestre de gestación. Principalmente se localiza en la barriga cuando la piel se está estirando. También puede tener un origen hormonal, el aumento de estrógenos hace que la piel pique.

Normalmente, este picor suele responder adecuadamente a los tratamientos tópicos y desaparece tras el parto.

 

Redacción
Acerca de Redacción 4363 Articles
Equipo de redacción de Vive Saludable.

Sé el primero en comentar

Deja una respuesta