Bvlgari nos acompaña de viaje

Ideal para llevárnoslo de vacaciones, Bvlgari lanza en edición limitada una colección de productos tamaño viaje que constituyen un completo tratamiento de luminosidad. Se trata de Collection Escapade Lumière, que incluye un neceser, cuatro productos destinados a pieles apagadas y deshidratadas y un manual donde se explica el ritual de belleza. Según nos informa Bvlgari, “las mujeres que lo han probado confirman que su piel está más luminosa e hidratada en sólo 29 días”.

Los productos
El kit viene compuesto por un exfoliante de textura perlada que actúa sin irritar la piel, una crema revitalizadora que atenúa bolsas y ojeras y difumina las líneas de expresión, un suero con una altísima concentración del activo especial de Bvlgari Gem Essence que contiene todas las propiedades energéticas de las piedras preciosas, y una emulsión hidratante que ayuda a la piel a recuperar su luminosidad natural.
 
El ritual
Tan importante como la calidad de los productos es el modo en el que nos los aplicamos. Por esta razón, Bvlgari nos ofrece unas pautas que combinan técnicas occidentales, con las que se aplican en los masajes siatsu y el típico método de presión de la reflexología.

Por ejemplo, para aplicar el exfoliante, se deben dibujar pequeños círculos con la yema de los dedos y luego ejercer movimientos alisantes hacia el exterior. Asimismo, para relajar los ojos Bvlgari recomienda realizar firmes presiones siatsu con la yema del dedo índice de ambas manos durante dos segundos: 3 puntos bajo las cejas y 3 puntos bajo los ojos. Después, hay que colocar el dedo índice en posición vertical, situar la yema del dedo sobre la sien y dibujar suaves formas de zig zag, como si fuera un pequeño roller, bajo el ojo hacia su extremo interior (¡este movimiento es muy bueno para combatir las bolsas!). Para la aplicación de la crema hidratante, Bvlgari indica que hay que colocar las palmas de las manos sobre la frente y presionar durante un segundo, luego repetir el gesto sobre las mejillas, por debajo, en la mandíbula y en la barbilla.

Con estos gestos, estimularemos puntos energéticos del rostro, contribuiremos a una mejor microcirculación y a hacer que penetren mejor nuestros productos. Este ritual nos ayuda también a reservarnos un momento para nosotras cada día y a disfrutar con el cuidado de nuestra piel, que merece mucho más que el medio minuto que solemos dedicarle la mayoría de las mujeres, ¿no creéis?

Redacción
Acerca de Redacción 6460 Articles
Equipo de redacción de Vive Saludable.