El oxígeno es necesario para la piel pero en su justa medida

Para la piel, el oxígeno es un arma de doble filo; por un lado, poco oxígeno disminuye el metabolismo celular y acelera el envejecimiento; por otro, el aporte de este elemento sin control puede provocar un exceso de radicales libres que, a su vez, son los responsables de la oxidación celular. Por tanto, el aporte exacto es uno de los retos a los que se enfrenta la cosmética.

Cada célula de nuestro cuerpo necesita oxígeno para funcionar de manera óptima, ya que les proporciona vitalidad y energía. Es pues una especie de combustible que se transporta a través de la sangre a todos nuestros órganos, estimulando sus reacciones químicas y liberando el cuerpo de toxinas y agentes nocivos. El oxígeno también participa en el estímulo a la microcirculación, produciendo así el flujo a nivel intercelular de nutrientes necesarios para la piel y su regeneración.

A partir de los 30 años, el nivel de oxígeno disminuye y es en la piel del rostro donde se registran los mayores descensos. Ya hace unos cuantos años que las terapias de oxígeno son bastante populares, primero con máquinas que aportaban una dosis de este elemento mediante la inhalación y ahora dentro de las fórmulas cosméticas. Lancaster es una de las marcas que ha innovado en este sentido y esta temporada nos presenta su nuevo tratamiento Skin Therapy. Aquí te contamos sus propiedades:

– Nombre: Skin Therapy
Gama: Nueva
Categoría: Se han lanzado varios productos: un fluido concentrado para todos los tipos de piel, un gel crema para pieles grasas o mixtas y una crema rica para cutis normales a secos. Asimismo, la gama incluye una crema protectora contra los rayos UV de uso diario. 
¿Qué problema trata? La pérdida de los niveles de oxígeno a nivel celular.
¿Qué promete? Proporcionar a la piel la cantidad de oxígeno óptima que necesita para mantenerse llena de energía y combatir los signos del envejecimiento.
Principios activos que avalan esta promesa: La tecnología que incluyen estos productos se llama O2 fix System. Se trata de un vector que contiene polímeros tridimensionales siliconados capaces de capturar el oxígeno y distribuirlo en la piel, según las necesidades de ésta. La fórmula también contiene una potente combinación de 8 anti- oxidantes, entre los que destacan el té verde y blanco, la cáscara de naranja amarga, el ginkgo biloba o la vitamina E, que neutralizan el 95% de los radicales libres. El extracto de sandía será el encargado de mejorar el contenido de agua en la piel para mantenerla siempre hidratada.
Efectos visibles sobre la piel: La piel aparece perfectamente hidratada (+ 63%) y las arrugas disminuyen (-20%). Los pigmentos presentes en la fórmula reflejan la luz y aumentan la luminosidad. Al tacto, la piel es sedosa y se siente confortable. 
 – Efectos no visibles a priori: La actividad mitocondrial (responsable de producir energía en la célula mediante el oxígeno) se estimula (+ 42%) con lo que se acelera todo el metabolismo celular. La proliferación de células aumenta (+ 32%) y la síntesis de colágeno aumenta, así como la microcirculación (+50%).
¿Por qué destaca?  Por su distribución inteligente del oxígeno, imitando el proceso natural de la hemoglobina. Las células no reciben más oxígeno del que necesitan.
¿Para qué tipo de piel y edad está recomendado? Hay un producto para cada tipo de piel. En cuanto a la edad, esta crema está destinada a mujeres que precisan algo más que hidratación pero aún no quieren utilizar productos anti-envejecimiento más potentes porque los signos de la edad no son todavía evidentes. Lo que quieren es retrasar esta aparición, por eso, sus usuarias objetivo son aquellas mujeres en el inicio de la treintena.
Precio: 53 euros/ crema protectora SPF 30 anti polución: 35 euros.




 

Redacción
Acerca de Redacción 6506 Articles

Equipo de redacción de Vive Saludable.