Hinchazón abdominal, una carrera de fondo

Aunque parezca una molestia común y haya pasado a ser una dolencia tan habitual en nuestras vidas que nos hemos acostumbrado con convivir con ella, la hinchazón abdominal, realmente, altera profundamente nuestra calidad de vida. En España, una de cada 3 mujeres sufre el Síndrome de Intestino Irregular, o lo que todos conocemos comúnmente como estreñimiento. Por eso, creemos que merece la pena detenerse en este tema y proponer unos sanos consejos para todas aquellas mujeres que conviven con este problema a diario.



Como casi todos los males de nuestro tiempo, el estrés, una dieta inadecuada y el comer mal y a deshora son las principales causas de los problemas de salud del estómago e intestinos. Y aunque parezca obvio decirlo, sería suficiente con comer bien y adecuadamente para mejorar nuestra regularidad. Pero, ¿qué alimentos o productos tenemos al alcance para poder combatir el engorroso estreñimiento?


Bífidos, un inquilino desconocido
En los últimos tiempos, nos encontramos en el mercado con infinidad de marcas y productos que añaden a sus componentes Bífidos activos. Pero, ¿sabemos realmente lo que son y para qué sirven?
Los lactobacillus bífidus son unas bacterias beneficiosas que habitan por millones en nuestro organismo, concretamente en el intestino, y que constituyen una de nuestras principales defensas. Claro que, si esto es cierto, muchas de vosotras os preguntaréis por qué es necesario consumir productos con Bífidos si ya contamos con estos pequeños aliados en nuestro cuerpo. Pues muy sencillo, para reforzarlos en los casos en que ya no son tan efectivos debido por ejemplo al paso de los años o a los malos hábitos adquiridos.
Esta bacteria la podemos encontrar, principalmente, en alimentos de origen lácteo, ya que se produce en el proceso de fermentación. No es de extrañar pues que algunos de los productos que más cantidad de bífidos contienen sean los yogures, el queso y, por supuesto, la leche.
Uno de los más conocidos por ser el primero en incluir esta bacteria en sus productos es Activia. Gracias a sus científicos, y a estudios realizados en colaboración con la Universidad de Manchester, Danone ha logrado demostrar que tomando un yogur Activia al día durante 14 días seguidos, la hinchazón abdominal disminuye, y 7 de cada 10 mujeres que lo toman mejoran su tránsito intestinal. Aunque si queremos que los efectos perduren en el tiempo, lo recomendable es seguir tomando yogures con Bífidos cada día y así mejoraremos notablemente nuestra calidad de vida.

Alternativas al alcance de todos
Pero para todas aquellas personas que os resulte pesada esta rutina, o simplemente no os guste el yogur, a continuación os damos otras alternativas igual de efectivas y al alcance de todos que os harán más sencilla y variada la tarea de combatir la hinchazón abdominal.


Como bien sabéis, y a estas alturas no descubrimos nada, otra aliada de la regularidad y la reina de las soluciones a este tipo de problemas es la fibra. Todos los alimentos ricos en fibra os van a ir bien para soltar el estómago. ¡Pero ojo! Nada de arroces, a no ser que sean integrales. Y tened en cuenta que la cantidad ideal de fibra al día es de 70 gramos, por lo que tampoco hay que abusar. Además, podéis tomar frutas ricas en fibra como kiwis, fresas, peras, naranjas, manzanas, ciruelas o higos. Del mismo modo, las verduras y legumbres también contienen gran cantidad de fibra y son otros de los alimentos que debéis añadir a la lista. El brócoli o las lentejas son un ejemplo y, ahora que llega el invierno, más apetecibles en guisos o hervidas.


Aunque no nos centremos sólo en la comida porque también el tipo de bebida que elijamos puede ayudarnos a solucionar este problema. Dos litros de agua (¡mínimos!) al día e infusiones que no sean laxantes ayudarán al organismo a digerir la fibra. Eso sí, hay que excluir de esta lista las bebidas con cafeína o azucaradas. Además, el aceite es pieza clave en nuestra dieta para mejorar el tránsito intestinal, por su capacidad de lubricar. Como podéis ver todo lo que hemos mencionado son alimentos comunes en nuestra dieta que no os costará mucho adaptar a vuestra rutina.


Y además, un complemento físico


Aunque una alimentación adecuada y orientada específicamente es fundamental, no es la única medida a seguir. Existen otras maneras de ayudar a reducir la hinchazón abdominal. Los expertos aconsejan mantener un horario regular para las comidas, ya que comer siempre a la misma hora hace que el estómago se acostumbre a realizar la digestión como si estuviera “programada”. De la misma manera, ir al WC como una rutina obligada facilita el efecto memoria del cuerpo. Y aunque al principio cueste dedicarle tiempo a este “quehacer”, veréis como antes de lo que creéis este consejo os dará muy buenos resultados.
Una recomendación fundamental es realizar algún tipo de ejercicio físico a diario para activar el ritmo de nuestro cuerpo. Éste puede consistir en algo tan sencillo como caminar o subir escaleras. Eso sí, un buen ejercicio que muchos expertos aconsejan para solventar este problema son las abdominales. Aunque pensemos que solo sirven para tonificar y fortalecer nuestros músculos, este ejercicio básico también hace que se mueva el intestino y que se agilice la movilidad del sistema digestivo. Incluso hay estudios que demuestran que las personas que hacen abdominales sufren menos de estreñimiento que las que no.


Como podéis ver, hay multitud de soluciones a este problema que, por ser tan común, a veces sufrimos con resignación, sin caer en la cuenta que no combatirlo es un terrible error, y no sólo por el malestar presente que nos ocasiona, sino por los graves problemas en los que puede derivar a más largo plazo. Es hora de ponerse manos a la obra.

Redacción
Acerca de Redacción 6505 Articles

Equipo de redacción de Vive Saludable.